5 de febrero de 2011

Dorangel Vargas, el primer asesino en serie venezolano.

  Mejor conocido como "El Comegente" o "El Hannibal Lecter Venezolano", este personaje al que se le diagnosticó ezquizofrenia paranoide, causó gran conmoción en las localidades de San Cristóbal y Táriba, en el estado Táchira, cuando el 12 de febrero de 1999 unos jóvenes encontraron restos humanos en el Parque 12 de Febrero. Cuando la policía llegó al lugar se encontró con manos y pies, equivalentes a seis personas más...
  
  Cuando la policía examinaba las zonas cercanas en busca de más cuerpos, se encontraron con una vivienda improvisada donde habitaba Vargas, en ella había una serie de objetos de dudosa procedencia como: cuardenos, ropa, documentos, libros. Inmediatamente fue llevado a la comisaría para ser interrogado, donde el asombro y el miedo se apoderó de todos cuando hizo su confesión:

"La carne de los hombres sabe mejor que la de las mujeres".

  Todos en esa comisaría se estremecieron; continuó diciendo que la panza la cocinaba y se la comía, pero que le producía indigestión los pies, manos y cabezas por eso los botaba por ahí. Dorangel tiene preferencias por los hombres, decía que estos eran más sabrosos, que las mujeres eran dulces. 

  "No me arrepiento de nada, como dice la iglesia, yo compartí mi pan con el prójimo y muchos me alabaron por el relleno de mis empanadas. Por necesidad me he metido en esta vaina. No me arrepiento, al contrario, me alegro porque me gusta la carne. Lo único que no me da apetito son las cabezas, manos y pies de los seres humanos pero me los comía en sopita cuando me daba hambre". Dorangel Vargas.

  Asesinó al menos a 10 personas, aunque se dice que la verdadera cifra pudo llegar a los 40. Confesó que usaba un tubo de aluminio para cegar la vida de sus víctimas, que eran deportistas, trotadores, obreros y niños.

  Dorangel ya había sido recluido en un sanatorio mental en el año 1995 por el mismo motivo, canibalismo;  pero se escapó y nadie se tomó la molestia de buscarlo. Actuamente se encuentra en una celda de la Dirección de Seguridad y Orden Público del Estado de Táchira, sin posibilidad de llevarlo a un sanatorio dada la peligrosidad del individuo y su escape en el pasado.

9 comentarios:

  1. Sin ánimos de criticar destructivamente, debo decir que el diseño del blog y los colores, me marean un poco... pero esta interesante la información. Saben Venderse como producto pero no presentarse .. en fin, me gusto y hasta los seguiré, a ver que tal .

    BY:Dester
    -suerte

    ResponderEliminar
  2. Ahora no puedo dormir.

    http://jozeextravaganza.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  3. tuve el privilegio de conversar con él, y hacerle una entrevista. Saludos.

    ResponderEliminar
  4. que vaiana es esa como se le ocurre por dios!!! por lo menos es sincero

    ResponderEliminar
  5. ehheheehz pecadiito alque hagarren y selo coman ...! q tipo mas asquerosoooo...! guakala..!va directo al infierno a quemarse como una basura...

    ResponderEliminar
  6. Interesante!

    Pero creo que la foto del artículo es de Charles Manson, no de Dorangel Vargas.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  7. Hello, How do I get in touch with you? There is no email or contact info listed .. please advise .. thanks .. Mary. Please contact me maryregency at gmail dot com

    ResponderEliminar
  8. Its like you read my mind! You appear to know so much about this,
    like you wrote the book in it or something. I think that you can do with a few pics to drive
    the message home a little bit, but instead of that, this is excellent blog.
    A great read. I will definitely be back.
    My web blog faxless payday loans

    ResponderEliminar
  9. Its like you read my mind! You appear to know so much about this, like you wrote the book in
    it or something. I think that you can do with a few pics to drive the message home a little
    bit, but instead of that, this is excellent blog. A
    great read. I will definitely be back.
    Also see my site :: faxless payday loans

    ResponderEliminar

¡Comentar es gratis, vamos!